lunes, 4 de abril de 2011

Buen dia de entreno.


Debido a mi insaciable gula no me queda más remedio que reanudar mis entrenamientos en plan hago 4 horas mínimo o mi peso va  para arriba. Ya estoy casi en 72 kilos cuando en Enero estuve en 69,5 kilos. El problema es que de esta manera llegare cansado a los fines de semana y no sé si llegare al Soplao. Habrá que pensar y ver qué es lo mejor.
Comentar también que desde la caída de Llodio al romperse el sillín no me ha quedado más remedio que cambiarle. Le cambie la semana previa de la vuelta, pero puse uno que estaba algo tocado. Después de la vuelta he puesto otro y con tanto cambio le he ido subiendo de altura y creo que ha sido un error. Primero porque en la carrera de Llanes iba demasiado alto y la mano izquierda se me durmió, los gemelos me estallaban, etc. Así que hoy lunes he bajado la altura hasta donde yo creo que ahí es donde se tiene que quedar. Espero que el sábado en Figaredo se note y pueda demostrar que estoy mejor de lo que los últimos resultados dicen. Confío en ello plenamente y durante esta semana entrenare para aclimatar el cuerpo a la nueva posición.
Decir que al ver el día que hacía y al trastocarse un poco los planes que tenía previsto, me he decidido a ir tranquilo por Cildad, Comillas, la Gerra, Muñorrodero y Carmona. Piano, piano, con viento a favor, pegaba un Nordeste de aúpa, he ido haciendo fotos de la costa.






En Puentenansa me encontré a Cosío que salía en esos momentos con su bici y gentilmente me ha acompañado hasta el alto de Quijas. Hemos parlado amenamente y nos hemos dado ánimos para próximas carreras. Ya solo me quedaban 10 kilómetros para casa, pero se me han hecho duros, venía muy vacio y con las piernas doloridas. Los antibióticos hacen de las suyas.
Me han salido 108 km en 3h51´ a una media de 28 km/h, un ascenso de 1671 metros y un esfuerzo medio del 71%. Subiendo Carmona, al ir con Cosío mis pulsaciones han subido más de la cuenta y me ha salido una media del 85%. El tiempo de subida en 20´42”. Son 6 kilómetros justos. Mi mejor tiempo es de 18´26” pero con viento a favor.
Bombas
Esponja
300 gr de harina fuerte
90 gr de levadura prensada
160 ml de agua
Masa
700 gr de harina fuerte
125 gr de azúcar
125 gr de mantequilla
20 gr de sal
100 gr de huevos
25 gr de mejorante
230 ml de leche
Una pizca de nuez moscada
Una pizca de vainilla
Elaborar la esponja, tapar y dejar que multiplique su volumen por dos. Incorporar los ingredientes de la masa y trabajar hasta conseguir una masa con una temperatura de 26º C. reposar 5´en bloque. Estirar hasta conseguir un grosor de 8 mm, cortar con un cortapastas de 7,5 cm de diámetro. Colocar sobre una placa de horno ligeramente engrasada. Dejar fermentar a 33º C y 82 % de humedad. Doblar su volumen. Se fríe en aceite a 185º C.
Luego se pueden rellenar de crema pastelera o de nata.
Hay que intentar hacerlas aunque no tengas mejorante de masas azucaradas, ni fermentadora.   
              


No hay comentarios:

Publicar un comentario