sábado, 23 de marzo de 2013

130 kilómetros





 Bajada Soplao de mtb a Celis.

La salida de hoy ha sido magnifica. Un buen grupo, buen clima y buen recorrido. Yo fui metido siempre en el grupo con lo cual me dio poco el aire. El recorrido como digo de los durillos. Subir al Soplao por la Florida y después Carmona. La subida al Soplao desde la Cocina son más de once kilómetros, estamos hablando por asfalto. Desde el cruce del desvío a la Florida son más de siete kilómetros. Una buena oportunidad para meterlo en los diez mil del Soplao de carretera. Ya subiendo desde la Cocina la gente se inquieto y saltaron de uno en uno. Primero el Vasco, mas tarde Terán, con sesenta tacos. Cogimos a Terán y salto Sergio Tejería, después Eduardo con la bici de mtb y Ringo a rueda.  Después Pitana. YA pasado el desvío hacia la Florida salto Terán hijo y yo a rueda. Cogimos a Ringo y al Vasco. A partir de aquí Terán me soltó y subíamos de uno en uno. Llego por detrás Aitor y le cogí rueda como pude. Los dos cogimos a Eduardo. Los tres nos presentamos en la Florida. Fue ver la carretera nueva y me dio un bajón psicológico. Durísimo. Me quede de los dos. Al poco pase a Terán que se había relajado. Por detrás me venía ringo a pocos metros. Me recupere y seguí insistiendo. Al poco me venía muy rápido Roberto Fernández Garrido  (viene de hacer quinto en maste30 en Sangüesa, Open de España mtb). Al rato me gire y ya no venia. En ese momento Cueto coge a Ringo. Me van a coger. Al final corono el cuarto. No está mal. Arriba reunificamos y hacemos unas fotos de grupo. Bajamos para Rabago. Queda Carmona. El viento pega en contra, con lo cual hay que meterse a rueda como sea. Pitana se pone desde abajo a tirar. Nada más pasar el mirador Eduardo arranca y se va acompañado de Tejería y Roberto. A pocos metros Pitana, Cueto, Terán y yo. Con unos metros perdidos Ringo. Al final no puedo seguir el ritmo y Ringo me atrapa. Los de adelante se unen y Eduardo les arranca otra vez. Ya llegando Tejería le remata. Reunificamos en Sopeña. Bajamos por Ruente y la gente va tostada. Algunos se cortan y apenas pueden seguir el ritmo del grupo. Los de adelante saben que van haciendo daño y siguen apretando. Ya en Quijas me coloco muy adelante. Me entran ganas de esprintar, se que Tejería va a arrancar como un poseso. Al final dudo y no me decido. Esprintan Terán y Tejería. Final dudoso entre los dos. Más adelante espero darles alguna sorpresa.
Alargo la salida por la Hilera acompañado con Jesús Forcelledo. Ya en casa me noto las piernas trituradas.

jueves, 21 de marzo de 2013

Parlando




Los jueves no suelo salir en bici. Pero hoy a las cinco ya estaba en casa, asi que viendo el sol pues me decidí a salir a dar una vuelta. Cuando estaba en la rampa del garaje llame a Ringo y el ya estaba con la mtb por ahí. Fuimos al encuentro y realizamos una buena salida. Como digo él iba en mtb, pero yo iba en bici de carretera. La salida para mí ha sido muy tranquila. La idea es ir sumando. Subimos por Hijas en dirección al puente Viesgo y luego fuimos por Renedo, Salcedo, Oruña, Mogro y Cudón. Aquí el se quedo a arreglar un tema y yo seguí por la Hilera, Viernoles y para casa que el viento era muy fuerte. Al final casi dos horas y media. Mañana más.

miércoles, 20 de marzo de 2013

Joder con el acido lactico.



 Espero que le queden bien a la mtb.

Una hora es lo que he salido. Me ha bastado para notar que las piernas se ponían como botes. He llegado tarde de trabajar, he llevado tarde a la hija a atletismo y he salido al final a las seis de la tarde para volver a las siete al complejo. He tirado con muy buenas sensaciones para Quijas, la idea era ir un poco rápido, por eso de solo tener una hora. He empezado el repecho y hasta mitad he ido con buenas sensaciones, pasando por la Hostería he cogido a dos ciclistas que llevaba por delante, la verdad es que su ritmo era bueno y mi intención era ponerme detrás y recuperar el aliento. Pero iban tan picados que nada más llegar yo han petado. He seguido solo y he llegado arriba muy justo. Tan justo que me dije, se acabo por hoy los apretones. Luego me he desviado por Barcenaciones hacia Novales y he intentando ir rápido, pero las piernas ya no respondían. Ya en Novales he subido Cildad como he podido, intentando apretar, pero ni las piernas, ni la espalda me acompañaban. En una hora ya estaba en el complejo.
Me cuesta subir por encima de treinta kilómetros la media. Los años se van notando.

lunes, 18 de marzo de 2013

No hay nada como la mtb



 El viento ha hecho estragos en el monte.

Este lunes me he decidido a salir en mtb, eso sí, un poco más tarde de lo habitual. Quería conocer la nueva bajada de la marcha de Buelna. He subido por Somahoz en dirección a Bostronizo, a partir de que llegas al prao, hay que echar pie a tierra, hay muchas roderas y no sabes por dónde meterte. Antes de coronar me he desviado a la izquierda y he subido por una pista de grija, luego sigue de tierra y en una bifurcación he tirado para la derecha. Zona muy dura que he subido como he podido. He parado y he sacado unas fotos. Luego venia un buen rampón que intente subir en la bici pero me fue imposible. Toco patear y entre un alto y el siguiente me encontré un chico andando, Kevin Suarez dando un paseo. He coronado y he bajado para el matadero. A partir de aquí me he intentado meter en la bajada nueva de la marcha pero me he confundido, la he hecho a medias. Volveré otro día.

Al final me han salido 44 kilómetros, dos horas y media y casi mil metros de ascenso. Las sensaciones no han sido malas, pero me queda mucho que mejorar, eso espero, si no lo llevo claro.


  Zona de guerra.




domingo, 17 de marzo de 2013

Ni una gota del cielo.




Menos mal que el sábado no cogí la bici. Estaba reventado. Es lo que pasa cuando se sale poco y se quiere ir fuerte. Hoy domingo todavía tenía alguna secuela. Me levante pronto y al mirar por la ventana ya estaba lloviendo. Desayune tranquilamente y me asome otra vez. Había parado, no me lo pensé dos veces. Me fui en dirección corrales, ya en Somahoz me da por llamar a Ringo. El iba por Quijas. Quedamos que nos encontramos por San Cipriano. Luego seguimos por Viernoles, La Hilera y el ya se va para casa. Ayer se ha dado un buen tute. Yo sigo y me voy para Renedo, puente Arce y por Pedroa para casa. Llego con las piernas cansadas pero mucho mejor que el viernes. Ya en casa, me veo la Milán-San Remo. Emocionante hasta el último metro. Lo que han debido pasar hoy los ciclistas.